<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d10380788\x26blogName\x3d::+La+petite+merde+::+\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://lapetitemerde.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_CO\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://lapetitemerde.blogspot.com/\x26vt\x3d2845039719133619004', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>
Registro
100% Boñiga

:: La petite merde ::

2005/02/13

[Txt / La Merde] Quitame el Culo de la cara


El Turismo sexual es un fenómeno frente al cual no podemos hacernos los de la vista gorda, por el contrario, hay que sacarle jugo. Las criollas pereiranas calurientas, son mujeres, obvio, aunque a veces parecieran máquinas tragamonedas (traga-carne). Ellas, en sus aquelarres, blasfeman en contra de nosotros, los hombres, afirmando que el sexo está presente en nuestras mentes día y noche, las 24 horas del día, los 7 días de la semana. Realmente no podría negar ésta afirmación porque... es cierto! Pero por qué negarlo si esa es nuestra naturaleza, y lo bonito del cuento es que lo asumimos.

La otra cara de la moneda, son las "dulces e ingenuas jovencitas" y no tanto, de buena familia y carentes de ésta, que nos topamos por los andenes, en los centros comerciales, en el cine, en las discotecas, en el barrio, en la ciudad. Para ilustrar, quisiera contar el caso de un amigo español que estuvo una temporada en la ciudad ( Pereira - Risaralda - Colombia ). El hombrecito vino a trabajar por un año. Durante ese año, le presenté mis amigas de la Universidad, las amigas de mis amigas y hasta las zambas que acababa de conocer. Todas, sin excepción, pasaron por el Apartamento 101, a todas se las echó a la muela en la primera o segunda cita!.

A simple vista se podría decir que el tipo era un Don Juan, pero no!, no lo era. Era un españolete con cara de moro y físico pachequesco. Entonces, ¿por qué cada noche Alberto, mi amigo tenía en su menú punta de anca, chuletas de cerda, filé mignon?. Simple. Ellas, no son como nosotros los hombres con el sexo, que lo tenemos presente día y noche, no!, Ellas son el S-E-X-O encarnado. La palabra ninfomanía no hace referencia al deseo violento e insaciable en la mujer de entregarse a la cópula, sino más bien a la escencia de la criollamenta pereirana.

El lunes al iniciar semana siempre encontraba a mi amigo caminando con dificultad. Era obvio que la de turno lo había cogido como instrumento para la práctica de ula-ula. Lástima que la historia no me de la razón, pero seguramente, si la zambamenta fuera europea, sería heredera de los genes de Catalina La Grande.

Si usted, que lee este post en un país diferente a Colombia y tiene deseo de visitar la zona del Eje Cafetero, no dude en darse una vueltica por Pereira. Póngame un mail y si le interesa, podría presentarle a la crema y nata de la sociedad pereirana. Seguramente, cuando consiga salir con una chuleta, trompa u oreja de cerda, se acordará de mi, cuando en la noche tenga que repetirle a ella 3 y hasta 4 veces: Quítame el culo de la cara que me estás ahogando!!

Anonymous Anónimo said...

Cierto es, nada mas cierto que las mujeres utilizamos. para ser exactos..el día 27 del mès porque el 28 ya no se puede  

Anonymous Anónimo said...

Que buen sitio, lo voy a seguir visitando  

Publicar un comentario